Alfonso Lema deja la Alcaldía con liquidez, ordenado e ínfima deuda

“No hay una deuda grande, solo es 58 millones de bolivianos; fue un momento complejo, pero estamos dejando en las mejores condiciones a la nueva gestión”, dijo.
Omar Garzón C.
(ElPeriódico-29-04-2021) El alcalde de la ciudad de Tarija y la provincia Cercado, Alfonso “Pica” Lema Grosz, brindó su informe de gestión al mando de la Alcaldía, donde estuvo 192 días, debido a que el anterior burgomaestre, Rodrigo Paz Pereira, dejó la Alcaldía para asumir la senaduría.
Lema manifiesta que durante todo este tiempo ha trabajo en 5 ejes: Escuchar, concertar, transparencia, acceso a la información publica y articular. Pero hay otros dos ejes también, como la reactivación económica y las bases para una nueva ciudad.
Indicó que ha brindado 22 informes semanales, donde cada semana reportó las actividades que realizó.
“Nos ha tocado una época compleja de crisis sanitaria, de crisis económica, con un presupuesto en el papel, pero una liquidez diferente, incluso teniendo que ser creativos e imaginativos para cerrar la gestión del año pasado, hasta el funcionamiento del Gobierno Municipal”, dijo.
Lema afirmó que este 2021, inicio con un presupuesto de 494 millones de bolivianos, y están entregando con un presupuesto de 585 millones de bolivianos, con mas de 120 millones en las cuentas del Gobierno Municipal, es decir, con liquidez; y con una proyección de
Sin embargo, el presupuesto del Gobierno Municipal es mucho menor a lo que fue en pasados años, se redujo casi a la mitad.
Así también ha reprogramado la deuda que esta planificada para este año, a fin de que haya disponibilidad de recursos económicos. “No hay una deuda grande, solo es 58 millones de bolivianos, fue un momento complejo, pero estamos dejando en las mejores condiciones a la nueva gestión”, dijo.
APUNTE
“Hay que pensar en una reingeniería institucional”
Así lo dice Lema, quien recomienda al nuevo alcalde Johnny Torres hacer varios cambios profundos dentro del Gobierno Municipal de Tarija.
“Hay temas estructurales, como el volumen de la institución, el funcionamiento de sus entidades descentralizadas, hay que hacer una reingeniería, entendiendo que la ciudad ha crecido, las demandas son mayores, hay nuevas demandas, y eso será parte de los nuevos desafíos de la nueva gestión. Se debe trabajar en el cierre de este año, y lo nuevo pueda ser incorporado el año 2022, porque desde junio se va estar elaborando el POA”, dijo.