Dan 30 años de cárcel al feminicida de la cabo Alegría

La cabo Alegría, fue ascendida con honores al grado de sargento

La víctima estaba embarazada y recibió un disparo de arma de fuego en la frente, el 21 de septiembre del 2018

Ruben Montaño /Bolinfo / Tarija.

(elPeriódico-Noviembre -14-11-2020)

El Tribunal Sentencia de Villa Montes, condenó con 30 años de cárcel a Vladimir Herrera, el teniente de la Unidad Móvil de Patrulla Rural (UMOPAR), imputado por el feminicidio de la cabo Janeth Alegría, suscitado en el 2018.

El abogado de la víctima, Osmar Avendaño, informó que tras cinco días de haber iniciado el juicio oral público y contradictorio, para el imputado en la ciudad bemerita, concluyó la pasada jornada, con la máxima condena para el feminicida. Mientras el cabo Roberto Quispe, quien estaba siendo procesado por complicidad, fue absuelto de culpa por el Tribunal.

“Durante el proceso, se presentaron elementos de prueba importantes que ayudaron a esclarecer el crimen que acabó con la vida de una policía que era destacada por su buen trabajo”, mencionó.
Asimismo, Avendaño manifestó que el próximo miércoles se realizará la lectura de sentencia, donde el Tribunal explicará porqué tomaron la decisión de sentenciar al policía.


Antecedentes del crimen
El 21 de septiembre del 2018, al promediar las 20.00 horas y a unos 50 kilómetros de la ciudad de Villa Montes, la cabo Alegría se encontraba realizando un operativo antidroga junto con sus dos camaradas y  tras ingresar en medio de los matorrales, recibió un disparo de arma de fuego en la frente.

Posteriormente, sus compañeros al ver esto, trasladaron de inmediato a la mujer al hospital Básico de dicho municipio, donde horas después falleció. En ese momento los investigadores tenían la hipótesis de que un narcotraficante que pasaba por la zona la mató, empero después de un mes, los dos policías que acompañaron a Alegría la noche de su muerte, fueron aprehendidos y posteriormente enviados con detención preventiva de manera individual, a las cárceles de Morros Blancos en Tarija y El Palmar en Yacuiba.

El imputado tras la aprehensión

El apunte

La cabo estaba embarazada

Tras realizar la autopsia al cadáver de la policía, el médico forense determinó que la víctima tenía cuarto mes de embarazo.

 A raíz de la revelación del estado de la mujer, se realizó una prueba de ADN al sentenciado, para determinar si el hijo que llevaba Alegría en el vientre era de él, pero esto fue descartado pues el análisis dio negativo.