Encuentran responsabilidad
de alcalde Miguel Avila por funcionamiento de planta de áridos

Ruben Montaño /Bolinfo / Tarija.
(elPeriódico-Septiembre-14-09-2020)
Tras una evaluación, la gobernación departamental de Tarija, determinó que la planta de extracción de áridos del Gobierno Municipal de San Lorenzo, no cuenta con una licencia de funcionamiento y que esto fue ratificado por el Ministerio de Medio Ambiente.
El comunario, Vladimir Ríos, informó que en su momento el Gobierno Municipal determinó impugnar la determinación de la Gobernación y por esta razón, el caso fue derivado a la ciudad de La Paz.
“Ya salió la resolución y fue ratificada, por esta razón la actividad de funcionamiento de la planta debía haber parado, porque no solo no tenía la licencia, sino que también se determinó que contamina el río Guadalquivir “, mencionó.
Asimismo, Ríos manifestó que el municipio de San Lorenzo tiene que pagar una multa de aproximadamente 43 mil bolivianos y que también será sometido a un proceso para determinar la situación del grado de afectación al medio ambiente.
“En su momento, el alcalde de dicho municipio, salió a declarar que la planta está funcionando correctamente, porque cuenta con la documentación legal. Esto tiene que ser investigado, pues la instalación del proyecto costó 14 millones de bolivianos, refirió.
Al respecto, el alcalde de San Lorenzo, Miguel Ávila, declaró que la planta de extracción de áridos, cuenta con la licencia de funcionamiento aprobada por el Ministerio de Medio Ambiente y que las declaraciones en su contra no tendrían fundamento.
“La planta desde el inicio de la pandemia, no está funcionando, por la falta de desembolsos del Gobierno Nacional. Estamos analizando volver a reactivarla, para poder continuar con el proyecto asfáltico, pero no tenemos una fecha exacta, pues al no tener liquidez, se nos hace más difícil definir que día se comenzarán con los trabajos” aclaró.
Finalmente, Ávila dijo que la planta es móvil y que ahora se encuentra en la comunidad de Calama, porque se estaba construyendo el tramo hacia Marquiri.
“Desmiento categóricamente, la mala información sobre que la planta no cuenta con los permisos legales. Si estuviera contaminando, no hubieramos obtenido una licencia ambiental de funcionamiento” dijo. (eP)