El “Encuentro Nacional de la Unidad de Bolivia”, al que asistieron precandidatos contrarios al MAS, terminó en Santa Cruz con un compromiso firmado, sin embargo, sin haber conformado un bloqueo único como la expectativa de cara a las elecciones nacionales