Rubio champiñón: Tinte de pelo para para cualquier tono de piel

366

Cultura Colectiva

Por qué el rubio champiñón es el color de pelo que necesitas probar sin importar tu tono de piel.

Si tenemos que definir cuál es la tendencia del verano en cuestión de pelo, definitivamente es el color rubio. Todas las redes sociales están enloquecidas con este tono, especialmente con el Mushroom Blonde. Sí, el pelo de champiñón. 

A diferencia de la mayoría de las tendencias de tinte para el cabello que llevan nombres divertidos, un tono inspirado en un hongo no suena tan atractivo. Sin embargo, aunque no lo creas es demasiado bonito y vas a querer probarlo. 

El nombre de este nuevo color proviene del tono y los matices que toma el rubio siendo muy parecido al de un champiñón. No se trata de un rubio al que estás acostumbrada, sino de un color de transición entre el castaño y rubio, haciendo que sea la opción perfecta para todo tipo de pieles ya que no supone un cambio demasiado drástico en el caso de las morenas.

La mente maestra detrás de esta creación de color de cabello es Yokasta Pérez (también conocida como Yokii Techi en Instagram), una estilista con sede en Rockville, Maryland. Pérez debutó el estilo con una transformación de una clienta, que pasó de un tono rubio brillante a uno cálido de color marrón rubio oscuro.

Se puede decir que el tono champiñón es muy parecido a un gris o rubio cenizo, y se consigue por medio de la mezcla de reflejos castaños en tono claro y en rubios más oscuros, aplicados con la técnica ombré. Como resultado se crea una mezcla natural de un tono similar al de los champiñones.

Si tienes el pelo obscuro, este tono es ideal para suavizar la tonalidad de tu cabellera en esta temporada. Una forma divertida para renovar tu look y salir de tu color de pelo habitual.

Para mantener el look intacto y con aspecto saludable se recomienda aplicar mascarilla cada dos o tres días y retocarlo cada tres o seis meses.