Afganistán: Una explosión de gran potencia sacude el centro de Kabul

67

El Comercio

Al menos once personas resultaron heridas hoy en un atentado con coche bomba perpetrado en las inmediaciones de un campamento extranjero de entrenamiento a las tropas afganas en Kabul, la capital de Afganistán, informaron a Efe fuentes oficiales.

«Once heridos han sido trasladados del lugar de la explosión a varios hospitales», indicó el portavoz del Ministerio afgano de Salud Pública, Wahidullah Majroh.

La detonación ocurrió sobre las 18:30, hora local (14:00 GMT) en el área de Dispichari, cerca de la autopista que une Kabul con la conflictiva ciudad oriental de Jalalabad, y en la que se encuentran varias bases y oficinas de las fuerzas de seguridad afganas.

«La investigación inicial muestra que fue un ataque con vehículo bomba en el distrito policial número nueve, en un campamento llamado G4S. Nuestros equipos están en el área para determinar si se trata de una sede de las fuerzas afganas o si también hay extranjeros», dijo el portavoz de la Policía capitalina, Basir Mujahid.

Sin embargo, un policía desplegado en la zona confirmó a Efe que se trata de un complejo en el que extranjeros entrenan a afganos.

Ningún grupo ha reclamado todavía la autoría de la acción.

El ataque se produce horas después de que el presidente afgano, Ashraf Ghani, anunciase en una conferencia internacional de dos días convocada por la ONU en Ginebra varios pasos hacia un posible proceso de paz, entre ellos la formación de un equipo de doce negociadores.

Este año Kabul ha sido escenario de múltiples ataques, el último de ellos de envergadura la semana pasada, cuando un atentado suicida contra una reunión de académicos religiosos que celebraban el nacimiento del profeta Mahoma en un salón de bodas causó 55 muertos y cerca de 70 heridos.

El atentado más grave se registró en enero pasado, cuando los talibanes hicieron estallar una ambulancia bomba cerca del antiguo Ministerio de Interior, donde aún operan algunas dependencias oficiales, que causó más de un centenar de muertos.