Sindicatos paralizan a Argentina, en plena crisis económica

27

AGENCIAS

Las grandes confederaciones sindicales paralizaron ayer Argentina con una huelga general de 24 horas mientras el presidente Mauricio Macri está en Nueva York para participar en la Asamblea General de la ONU y reunirse con inversionistas para transmitirles confianza.

La jornada de ayer también estuvo matizada con la sorpresiva renuncia de Luis Caputo como director del Banco Central de Argentina.

Sin transporte público, con las estaciones de trenes y los ingresos al metro clausurados, así como muchos comercios con las persianas cerradas, miles de automóviles particulares y algunas bicicletas se movilizaron hacia el centro de Buenos Aires.

Con las cifras macroeconómicas en declive, especialmente la inflación, que ya se proyecta por encima de 40 por ciento para 2018, y el Producto Interno Bruto, calculado en -2,4 por ciento para fin de año, los sindicatos detuvieron además el tráfico aéreo, la carga terrestre, la banca y la administración pública, incluyendo escuelas, hospitales y universidades.