Multan a siete medios ecuatorianos por no publicar investigación sobre ex candidato presidencial

INFOBAE

La estatal Superintendencia de la Información y Comunicación (Supercom) de Ecuador impuso una multa de USD 3.750 a siete medios ecuatorianos por «censura previa» al no difundir un reportaje de un diario argentino que vinculaba al opositor Guillermo Lasso con empresas en paraísos fiscales.

«Se omitió a la ciudadanía dicha información por lo que se incurrió en censura previa, razón por la que se sanciona a los medios con diez salarios básicos y se los motiva a mejorar sus prácticas periodísticas», dijo el titular de la Supercom, Carlos Ochoa.

Los medios sancionados, a raíz de una denuncia interpuesta por el Observatorio Ciudadano por una Comunicación de Calidad, son cuatro diarios –El Comercio, La Hora, Expreso, El Universo– y los canales de televisión Televicentro, Teleamazonas y Ecuavisa.

Titulado «Lasso, el magnate de las offshore», el reportaje del periódico argentino Página 12, publicado el 15 de marzo y difundido por varios medios públicos del país andino días antes del balotaje del 2 de abril, denunciaba que el candidato de derecha «está asociado a 49 empresas en paraísos fiscales».

Asimismo, acusaba a Lasso, ex presidente del Banco de Guayaquil, de haberse enriquecido con la especulación con los bonos emitidos tras el feriado bancario en 1999, «el equivalente al corralito argentino», considerada la mayor crisis financiera en Ecuador.

La ley de Comunicación, cuestionada por organizaciones internacionales y locales de libertad de prensa, surgió de una consulta popular y es defendida por Correa como un freno a los abusos de los medios privados, a los que suele identificar como su mayor opositor.

La legislación aumentó los controles sobre la prensa, con cientos de sanciones desde su promulgación, y fijó una nueva distribución de frecuencias de radio y televisión entre sectores privados, públicos y comunitarios.Por otro lado, los estudios científicos sobre los riesgos de salud vinculados al uso de celular en mayoría concluyen que, con un normal nivel de utilizo, los aparatos no provocan daños severos.

El uso intensivo puede tener más riesgos, según otros estudios, aunque muchos expertos afirman que es demasiado pronto para tener una evidencia y datos confiables debido a que se trata de una tecnología relativamente joven.