Inicia el Fondo de Desarrollo Indígena con Bs 70 millones

 

GABRIELA FLORES/BOLINFO/TARIJA

(elPeriódico – abril 18/2017) El ministro de Desarrollo Rural y Tierras, César Cocarico Yana, anunció   ayer en Tarija que entregará 3500 títulos ejecutoriales del Instituto Nacional de Reforma Agraria (INRA), en diferentes municipios y provincias del departamento de Tarija, los que serán individuales de derecho agrario que beneficien alrededor de 6000 familias, además de hacer el anuncio oficial de la reapertura del Fondo Indígena.

“Esperamos que con estos títulos ejecutoriales, los hermanos con la seguridad jurídica puedan seguir trabajando para el agro”, añadió Cocarico.

También aseguró que  inicia con los desembolsos para diferentes proyectos municipales mediante el Fondo de Desarrollo Indígena, pasando la etapa anterior,  que según Cocarico, “tiene su propia historia”.

“Comenzamos los trabajos del Fondo de Desarrollo Indígena, nosotros,  tenemos un acumulado de más o menos de Bs 2300 millones que es como ustedes saben,  para proyectos que se tienen que ejecutar en  comunidades indígenas, originarias y campesinas”, explicó Cocarico.

En el municipio de Cercado y sus alrededores son las comunidades campesinas las beneficiarias.

Indicó que el monto de inversión es de Bs 2300 millones, comenzando con los primeros trabajos de inversión, según el ministro, al calcular un monto de Bs 1500.

Los 1500 millones se van a invertir de la siguiente forma; los municipios que tengan 5 concejales van a recibir una inversión de Bs 4 millones, los que tengan 7  van a recibir Bs 5500 millones  y los que tengan 9 u 11, como Cercado o Yacuiba   van a recibir Bs 7 millones.

“Por eso estamos calculando que aquí en Tarija, vamos a invertir un aproximado de Bs 70 millones con el Fondo de Desarrollo Indígena”, manifestó Cocarico en su discurso a los beneficiarios de los títulos y dirigentes campesinos.

El ministro expresó que este monto de recursos económicos, sólo estará destinado a la producción agropecuaria, en el trabajo de la tierra y  a los sectores que se dedican a dichos rubros, como forma de paliar las diversas inclemencias que tienen  que pasar los campesinos por los efectos climáticos.

“Entonces, los compañeros tienen que trabajar proyectos de diferente naturaleza, pero de materia agropecuaria”.

Dentro de estos proyectos están incorporados los de riego,   de micro riego, de construcción de atajados, de puentes y caminos vecinales.

También  consideró para Tarija el trabajo de nivelación de tierras para para habilitar nuevos terrenos agrícolas, porque la demanda en productos agrícolas está incrementando.

“El señor alcalde de Uriondo, compañero Álvaro Ruiz, decía que necesitamos habilitar nuevas tierras aplanando serranías, ese tipo de proyectos productivos son los que va a financiar el Fondo de Desarrollo Indígena”, añadió el ministro.

 

Ex Fondo Indígena sigue en conflictos

Por los casos públicos de corrupción, el Gobierno ordenó en agosto del 2016,  la liquidación del Fondo de Desarrollo para los Pueblos Indígenas Originarios y Comunidades Campesinas (Fdppioycc) mediante el Decreto Supremo 2493, en medio de detenciones, intervenciones y las denuncias de  desfalco de millones de bolivianos.

El exfondo, cuyas irregularidades fueron develadas en febrero de 2015,  causó un daño económico al Estado mayor a Bs 71 millones, según las investigaciones efectuadas por la Contraloría General del Estado (CGE).

De los 1099 proyectos que fueron financiados durante cinco años por el exfondo, fueron identificados 153  inconclusos y fantasmas.

Ante este panorama, al menos 120 proyectos del exFondioc serán financiados con Bs 80 millones  para que cumplan sus objetivos.

Existen 20 personas detenidas y 300 procesadas por la Fiscalía. Entre los implicados están sindicalistas, asambleístas y exautoridades de Gobierno,  destacando la investigación iniciada contra la exministra de Desarrollo Rural, Nemesia Achacollo Tola.

Es por esta situación que fue reorientado este programa, cuyos recursos serán ahora administrados por los gobiernos municipales.