Enfatizan en China importancia de salvaguardar seguridad ecológica

Prensa Latina

China está llamada hoy a realizar más esfuerzos por garantizar la seguridad ecológica cuando encara retos como la pérdida de agua, erosión del suelo y la contaminación del aire, según la Comisión Nacional de Desarrollo y Reforma.

Cifras oficiales registran que esta vasta nación suma 2,95 millones de kilómetros cuadrados de tierras que sufren pérdida de agua y degradación de suelo y 1,73 millones de kilómetros cuadrados de superficie desertificada.

A fin de enfrentar estos problemas y mejorar el medio ambiente, China necesita reforzar el control y la normativa sobre el uso de la tierra y los recursos, e implementar políticas industriales ecológicas, subraya la entidad.

Acelerar la protección y la restauración del sistema ecológico y abordar problemas clave como la contaminación de agua, aire y suelo, son temas constantes incluidos en los planes del gobierno.

No obstante, indicó la Comisión, la administración intensificará la vigilancia de la seguridad ecológica y participará activamente en el mecanismo global para mejorar el entorno ecológico.

Expertos aseguran que décadas de desarrollo vertiginoso han lastrado al país con problemas como el esmog y la contaminación del suelo y los cursos de agua.

Por ello, el gobierno central chino emitió este año directrices sobre una estrategia de ‘línea roja’ ecológica, las cuales definirán regiones que serán objeto de protección estricta y obligatoria.

El documento fue publicado conjuntamente por las Oficinas Generales del Comité Central del Partido Comunista de China y del Consejo de Estado, el gabinete del país.

De acuerdo con las normativas, China deberá tener la ‘línea roja’ claramente definida a más tardar para el final de 2020.