Envían a Palmasola a tres implicados en caso Brinks

 

ERBOL

Un juzgado de Santa Cruz determinó este lunes enviar preventivamente  a la cárcel de Palmasola a tres de los implicados en el millonario robo a un carro blindado de la empresa Brinks, reportó radio Alternativa de la red ERBOL.

La información fue proporcionada por el fiscal departamental Freddy Larrea, quien además precisó que estas tres personas de nacionalidad boliviana fueron imputadas por los delitos de asociación delictuosa, portación ilícitas de armas de fuego, lesiones graves y gravísimas y robo agravado.

Según Larrea, la Fiscalía procedió a la confiscación de la hacienda donde se encontraban refugiados los delincuentes, además del secuestro de un motorizado.

El fin de semana,  una comisión de cinco fiscales se dirigió a la región del asalto y el enfrentamiento entre estos delincuentes  para colectar información  y continuar las investigaciones.

En el lugar se los hechos “se ha podido colectar casquillos armas de grueso calibre, presumiblemente de calibre 7.62, serían de uso militar”,  además de tarjetas de teléfono y chip, agregó el fiscal.

El Ministerio Público realizará más investigaciones para determinar el nivel de complicidad que  tienen las personas que administraba el refugio.

El pasado jueves 30 de marzo, un motorizado  de la empresa Brinks que llevaba 2.600.000 bolivianos y 350 mil dólarse fue atracado por al menos nueve delincuentes en el municipio de Roboré en Santa Cruz.

Más investigaciones, de los aprendidos.

  1. Lorenzo Antonio Surubí de 32 años alias “El Casero”, quien  tendría conexión con el brasileño que lleva sobrenombre Magriño, que es dueño de la hacienda Santa Ana, donde fue el tiroteo.
  2. Andrés Vargas Añez de 53 años, quien habría alquilado una camioneta.
  3. Adalid Surubí de 24 años, quien está implicado con la logística del atraco al motorizado de Brinks.