Documental complementa juego sobre ‘narcos’ en Bolivia

73

 

ERBOL

La empresa Ubisoft no sólo desarrolló un videojuego en el que Bolivia aparece como un “narco-estado”, sino también -para acompañar su lanzamiento- coprodujo un documental sobre el narcotráfico en territorio boliviano  y Sudamérica.

El 31 de enero la empresa multinacional anunció que lanzará el documental oficial para acompañar el videojuego Tom Clancy’s Ghost Recon: Wildlands.

“El documental proporciona una visión fascinante y un contexto más amplio a los temas que inspiraron el videojuego”, señaló entonces Ubisoft mediante un comunicado.

El film denominado Wildlands (Tierras Salvajes) fue realizado por Chief Productions de Inglaterra, en asociación con Ubisoft.

Según la productora inglesa, el documental explora la guerra contra las drogas en Bolivia y Sudamérica. “Este documental captura las historias de algunas de las voces más influyentes de ambos lados de la ley”, dice la descripción en su página web.

En el tráiler oficial, el narrador –quien es el escritor Rusty Young- presenta el documental así: “Bienvenidos a Bolivia uno de los países mas maravillosos de nuestro, pero Bolivia también tiene un lado oscuro”.

En el adelanto se observa a agentes antidroga norteamericanos y también a excolaboradores del traficante colombiano Pablo Escobar, como Carlos Toro y Jairo “Popeye” Velásquez.

Siguiendo con el tráiler, el narrador se pregunta “¿Qué podemos aprender de los lavadores de dinero, traficantes y asesinos a sangre fría que vivieron para contar su historia y si alguno de ellos tiene la clave para evitar que Bolivia se e convierta en un narco-estado?”

El videojuego, que estará disponible el 7 de marzo, se ambienta en Bolivia en una situación ficticia en el futuro, donde el país se ha convertido en un “narco-estado”, líder mundial en producción de cocaína, debido al cartel de Santa Blanca.

El Gobierno boliviano ya envió una queja a Ubisoft mediante la Embajada de Francia por este juego. El ministro Carlos Romero lo calificó como un “daño injusto” a la imagen del Estado Plurinacional.