Noticias El Periódico Tarija

 

ERBOL

Mario Mendoza Laime fue sentenciado a 30 años de privación de libertad en la cárcel de El Abra,  acusado por el delito de violación y abuso sexual de sus dos hijas menores de edad en el municipio de Puerto Villarroel en el trópico de Cochabamba.

“El Tribunal de Sentencia de Ivirgarzama determinó por unanimidad sentenciar al acusado cuyas víctimas son dos menores de edad”, informó el Fiscal Departamental de Cochabamba, Óscar Vera Espinoza.

En el desarrollo del juicio oral, la Fiscalía demostró que Mario Mendoza es autor y culpable del delito de violación de la menor de 17 años y abuso sexual de la menor de 10 años de edad.

“Se trata de un padre de familia que cometió estos delitos con sus propias hijas, aprovechando la ausencia de la madre”, agregó.

De acuerdo con el cuaderno de investigación, este ciudadano cometió los delitos desde el 2009 hasta el 2013, que es cuando se presenta la denuncia en su contra.

“Si las víctimas oponían resistencia les pegaba con un cinturón dejándoles con marcas en el cuerpo y cuando la madre reclamaba o intentaba defender a sus hijas era golpeada”, relató Vera.