Noticias El Periódico Tarija

BOLINFO/YACUIBA

(elPeriódico-diciembre 19/2016) La Asociación de Viticultores (Asovit), la Subgobernación de Yacuiba, las entidades públicas y aliados estratégicos del sector, ayer, cerraron la Vendimia Chaqueña 2016 “Uvas del Chaco” superando las expectativas de venta y con el desafío de ampliar hasta el 2020 los cultivos  de la vid a 200 hectáreas. Con ese propósito, productores e instituciones trabajarán en el Plan de Desarrollo Vitícola.

En palabras del presidente de Asovit, Miguel Canaviri, la viticultura en Yacuiba es aún incipiente; no obstante, aseguró que tiene un futuro muy prometedor con la proyección a convertirse en una actividad fundamental de la economía local y regional. Para ello, reflexionó que solo el esfuerzo conjunto sustentará la consolidación del cultivo que pasó por  un proceso de investigación y  validación.

En representación del subgobernador de Yacuiba, José Quecaña, el secretario general Gilmo Cardozo felicitó a los viticultores porque fueron capaces de convertir en realidad lo que antes era una utopía. “La uva en el Chaco ha pasado por muchas etapas y se ha consolidado como una alternativa sostenible y rentable; por ello las instituciones estamos en la obligación de fomentar su producción”, añadió.

Cardozo comunicó que, en la visión del subgobernador, la uva es uno de los proyectos que mejores resultados dio en el Chaco y que producto de ese trabajo la vendimia llega a su quinta versión con más productores, mayor cantidad de hectáreas de cultivo y amplias posibilidades de competir en el mercado nacional y de países vecinos logrando posicionar la marca  “Uvas del Chaco”.

Considerando que el agua es el elemento vital para el desarrollo del cultivo, Edwin Cardozo, secretario de Desarrollo Económico y Productivo, señaló que el subgobernador José Quecaña programó la ejecución de proyectos que permitirán perforar pozos en los viñedos  con contraparte de los beneficiarios. A ello se añade la dotación de malla antigranizo para proteger 60 hectáreas de vid.

Según el representante de la fundación, Eloy Rodríguez, Fautapo – Educación Para el Desarrollo, trabaja desde el 2008 con el compromiso de contribuir al crecimiento de la frontera agrícola; porque confían que el Chaco, puede constituirse en una región muy importante para la producción de la uva de mesa. “Una muestra de ese potencial  está expuesto en esta feria”, concluyó. (eP)