Familia de futbolista con muerte cerebral pide aprehensión de médico

ABI

El abogado de la familia del futbolista Paúl Burton, Ronny Justiniano, presentó el jueves ante la Fiscalía una solicitud de orden de aprehensión, por mala praxis, contra el médico responsable de la cirugía de hernia de disco que se le practicó al jugador en la clínica Incor y que derivó en otros daños que le provocaron muerte cerebral.

«Tiene que librarse una orden de aprehensión para que este médico responda ante la ley porque es el principal responsable de la ruptura de la vena coronaria que le provocó a Paúl una hemorragia interna», informó el jurista.

El cirujano de la clínica Incor, José Añez Durán, es el principal acusado de mala praxis y negligencia médica en ese caso y fue citado a declarar junto a otros once médicos de ese centre médico.

Añez no se presentó hasta la fecha, por lo que podría ser declarado en rebeldía y tampoco se conoce su paradero.

Burton de 24 años, que entró a operación el pasado 25 de agosto, se encuentra conectado a un respirador con el diagnóstico de muerte cerebral.

Su familia se niega a desconectarlo, pese a dos informes que sostienen el diagnóstico, porque tienen la esperanza de que «ocurra un milagro» y pueda salir del estado en el que se encuentra.

Burton es defensor de la principal plantilla del equipo cruceño Oriente Petrolero.