Noticias El Periódico Tarija

(INFOBAE) Un día después de la detención de 13 periodistas del periódico opositor turco Cumhuriyet, el Instituto Internacional de Prensa (IPI, por sus siglas en inglés) inició una fuerte campaña a través de las redes sociales en repudio al reciente ataque del régimen de Recep Tayyip Erdogan contra la prensa opositora.

En cuestión de minutos, decenas de periodistas de diferentes medios del mundo se sumaron al reclamo, que exige la liberación de los comunicadores.

«Pedimos a nuestros miembros que se unan a nosotros en nuestra llamada», señala el IPI a través de un comunicado, en el que insta a quienes forman parte del organismo a alzar su voz.

«Mostremos al gobierno turco que la comunidad periodística es una comunidad fuerte y global», agrega la notificación.

En apenas minutos, decenas de reporteros utilizaron las redes sociales, como Facebook y Twitter, para expresar su apoyo a los detenidos y para exigir su liberación.

Kabiru Yusuf (presidente Daily Trust, Nigeria), Virginia Alonso (editora de Diario Público, España), Ken MacQuarrie (periodista de BBC, Gran Bretaña), Marty Steffens (profesora de la Universidad de Missouri, Estados Unidos), y Owais Aslam Ali (secretario general de la Fundación de Prensa de Pakistán), entre otros, dejaron sus mensajes a través de Twitter.

El IPI remarca la importancia de «mostrar al mundo por qué silenciar los medios de comunicación y buscar el control de la información destruye la democracia».

«Necesitamos una reacción, necesitamos decirle al mundo que esto tiene que terminar», indica el comunicado del organismo internacional.

Luego del fallido golpe de Estado en Turquía, el régimen de Erdogan aumentó su presión sobre la ya golpeada prensa opositora.

Este lunes la policía local realizó un operativo masivo contra el periódico Cumhuriyet, «una de las últimas fuentes de información independiente en Turquía», en el que detuvo, sin dar detalles de los motivos, a 13 periodistas.

Entre ellos se destacan las detenciones de Murat Sabuncu, editor jefe del diario, Guray Oz, columnista, y Kadri Gürsel, presidente de la junta directiva y miembro del IPI.

El organismo de prensa, además de impulsar una fuerte campaña en las redes sociales, está recolectando firmas en todo el mundo «para una petición formal al gobierno turco para que retire todos los cargos contra los periodistas detenidos».

«Detengamos esto. Hagamos lo que mejor sabemos: ¡cubrirlo!», concluye el comunicado.