EEUU refuerza las medidas para impedir el lavado de dinero con inmuebles de Miami y Nueva York

(INFOBAE) El gobierno de los Estados Unidos anunció nuevas medidas dentro de la operación contra el lavado de dinero en transacciones secretas y en efectivo por costosas viviendas en el condado Miami-Dade y en Manhattan.

Debido a que los compradores pueden encubrir su identidad en compañías con fachadas poco transparentes, los reguladores afirman que la compra de viviendas en efectivo es un imán para el lavado de dinero. Funcionarios extranjeros corruptos, narcotraficantes y otros transgresores de la ley han sido sorprendidos invirtiendo dinero sucio en bienes inmobiliarios de Estados Unidos.

Una agencia del Departamento del Tesoro de EEUU había dicho en enero que daría una orden temporal a las compañías aseguradoras de títulos para que identifiquen a los verdaderos propietarios de empresas fachadas que paguen USD 1 millón o más en efectivo por viviendas en Miami-Dade y USD 3 millones o más por viviendas en Manhattan.

La nueva orden requerirá que las aseguradoras de títulos hagan el mismo tipo de reportes por transacciones de USD 1 millón o más en los condados Broward y Palm Beach, resaltando el estatus del sur de la Florida tanto como uno de los mercados inmobiliarios de lujo más destacados del país como por un escondite de fondos ilícitos de todo el mundo, según explicó El Nuevo Herald.

En Nueva York, la orden se aplica a los otros cuatro municipios de la Ciudad de Nueva York (Brooklyn, Queens, el Bronx y Staten Island) por USD 1.5 millones y más.

Además, la nueva directiva pide incluir en la investigación las transacciones de USD 2 millones o más en los condados San Diego, Los Ángeles, San Francisco, San Mateo y Santa Clara en California, y USD 500.000 o más en el condado Bexar, Texas, que incluye a San Antonio.

La operación, conocida como «orden de enfoque geográfico» (GTO), se pondrá en vigor el 28 de agosto y durará 180 días. Además, la misma aumenta los requisitos de reporte en Miami y Manhattan.

«La información que hemos obtenido de nuestros GTO sugiere que estamos en el camino correcto», dijo Jamal El-Hindi, director interino de la Red Policial de Crimen Financieros (Financial Crimes Enforcement Network, FinCen), la agencia del Tesoro que emitió la orden, en un comunicado. «Al expandir las GTO a otras ciudades importantes, aprenderemos aún más sobre los peligros de lavado de dinero en los mercados inmobiliarios nacionales, lo cual nos ayudará a determinar nuestro futuro curso regulatorio».

Alrededor de un cuarto de las transacciones reportadas en Miami y Manhattan involucraron a personas que eran, por su parte, tema de reportes de actividades sospechosas hechos por bancos y otras instituciones financieras, indicando posibles actividades criminales, de acuerdo con el FinCen.

En una llamada en conferencia con periodistas, un funcionario de FinCen dijo que entre las instancias de actividad sospechosa estaban transferencias bancarias por un monto de USD 7 millones desde Sudamérica, cheques falsos y el retiro de USD 16 millones en efectivo, pero no dio detalles.

La agencia dijo que ellos seleccionaron esos nuevos mercados debido a su popularidad entre los compradores extranjeros y sus altas concentraciones de fachadas. La información que pueda extraerse de la expansión de la supervisión podría usarse para elaborar regulaciones permanentes.