Los proyectos hospitalarios, atrapados en la burocracia

VÍCTOR BURGUETE/BOLINFO/TARIJA

(elPeriódico- agosto 01/2016) Los grandes proyectos de salud que el departamento de Tarija lleva esperando durante años como el hospital Oncológico, el hospital Materno Infantil y nueva infraestructura para el Hospital Regional San Juan de Dios se encuentran atrapados en la burocracia y no terminan de arrancar.

Los problemas e inconvenientes en los contratos se han ido sucediendo a lo largo del tiempo, eso unido a dilatada burocracia en los procesos de contratación y ahora a la bajada de ingresos económicos producto de la caída de los precios del crudo han devenido en el estancamiento de estos tres grandes proyectos y a la población tarijeña carente de un adecuado sistema de salud.

Producto de esta situación, muchos tarijeños se ven obligados a salir al exterior del país para tratarse de sus distintas enfermedades.

Proyecto del Oncológico

El tratamiento para los pacientes de cáncer es una necesidad urgente para el departamento de Tarija que ahora atiende con limitaciones en el Hospital Regional San Juan de Dios. La fase de inicio para este hospital Oncológico, que se ubicará en el barrio Lourdes, estaba prevista ya desde la anterior gestión del gobernador Lino Condori, aunque fue planteada desde hace casi una década, e incluso se llegó a contratar a una empresa supervisora de la obra pero finalmente se absolvió el contrato.

Luego de una serie de inconvenientes desde la actual Gobernación aseguraron que la obra comenzaría en abril, hecho que tampoco sucedió ya que estaba en curso el proyecto de contratación a nueva empresa supervisora sin embargo hoy inicia el mes de agosto y todavía no existe tal empresa supervisora.

La situación ha provocado malestar en la Unidad de Proyectos Especiales (Upre) del Estado, desde la que amenazan con resolver el convenio y retirar su contraparte.

Sobre este proyecto, el secretario de Desarrollo Humano de la Gobernación, Edgar Guzmán, aseguró que la actual gestión lo recibió con “muchas falencias administrativas” al igual que el Materno Infantil que provocaron que no se pudiera continuar de forma inmediata aunque aseguró que el gobernador “pronto tomará la decisión de continuar con estos proyectos”.

“El oncológico es un convenio con la Upre y eso también se tiene que gestionar con el Gobierno nacional para que continúe con estos proyectos”, añadió Guzmán.

elPeriódico, en busca de una información más detallada, llamó a lo largo de la semana en reiteradas ocasiones a la recién designada secretaria de Obras Públicas, Ana María Barja, sin lograr contactar con ella. Finalmente, ayer, la secretaria atendió el teléfono pero declinó hacer cualquier tipo de declaración bajo el argumento de que era “domingo”.

Debido a las acusaciones de irregularidades y falencias, este diario consultó también al ex secretario ejecutivo de la Gobernación en la gestión de Condori, Roberto Ruiz, quien respondió que el actual Ejecutivo departamental lleva más de un año de gestión y no hace más que quejarse.

“En el caso del Oncológico, pararon con el pretexto de que no existía un convenio ratificado por la Asamblea, sabiendo que según la Ley 492, cuando existe una norma superior que autoriza la inversión entonces basta la firma del gobernador y no necesita intervenir la Asamblea. En este caso, la senadora María Rosa Paz hizo aprobar la Ley que autorizaba a la Prefectura la construcción del Oncológico San Judas Tadeo el año 2007. De manera que no se puede justificar con ese argumento la paralización de los desembolsos de contraparte”, apuntó Ruiz.

De igual forma, el presidente de la Asamblea Legislativa Departamental de Tarija, Williams Guerrero, culpó de la actual demora a la Gobernación.  “El oncológico no arrancó porque la Gobernación no hizo la contratación del supervisor del proyecto como tampoco del fiscalizado. Esos proyectos no están avanzando por esa situación cuando el presidente Morales manifestó que si la Gobernación no tiene el 50 por ciento hay la predisposición de poderles prestar esos recursos para que esos proyectos no se lleguen a paralizar”.

Proyecto del Materno Infantil

El proyecto de construcción del hospital Materno Infantil también ha experimentado un proceso administrativo tortuoso que ha derivado en su paralización.  El proyecto fue suscrito el 9 de marzo del año 2012 con un plazo original de ejecución de 540 días calendario. Es decir, que la obra debió ser entregada el año 2014.

Finalmente, la actual gobernación rescindió el contrato de la empresa supervisora y contratista en los primeros meses de este año 2016 alegando falencias e irregularidades.  Actualmente, según Edgar Guzmán, ya se ha contratado a una empresa supervisora y está en manos de la secretaría de Obras Públicas.

Posteriormente se tiene que contratar a una nueva empresa constructora por lo que la reanudación de la construcción, que actualmente tiene alrededor del 30 por ciento, es probable que todavía se demore más en el tiempo. Desde la Gobernación aseguraron en el momento de rescindir el contrato que el monto de la obra no variará y que se mantendrá el mismo presupuesto.

“En el Oncológico y el Materno Infantil, en realidad la gobernación del departamento tienen que poner el 50 por ciento y el Estado, por medio de la Upre, el otro 50 por ciento. Situación que en el caso del materno la UPRE ya gastó más del 20 por ciento en lo que es la ejecución de este proyecto y lamentablemente la Gobernación del departamento no puso un solo centavo”, cuestionó Guerrero.

En esa misma línea, se pronunció Roberto Ruiz. “Según el libro de visitas del supervisor, Oliva fue a conocer la Obra un año después de ser posesionado. De manera que la dejadez y la desidia fueron una constante en este primer año y para encubrirla se empeñan en acusar de todo a don Lino”, subrayó el ex secretario ejecutivo de la Gobernación.

Nueva infraestructrura para el HSRJD

El actual Hospital Regional San Juan de Dios hace años que se ha quedado pequeño para la demanda actual del departamento de Tarija y se había previsto la construcción de una nueva infraestructura para ampliar y mejorar el servicio sanitario. En anteriores semanas, desde la Asamblea Legislativa Departamental de Tarija instaron al Ejecutivo a cumplir la ley que está vigente para la creación de un nuevo hospital de tercer nivel.

“Considero que una ley tiene que nacer de una realidad para regular una realidad, en este momento con la crisis financiera que está viendo el departamento no permite en este momento que contemos con un presupuesto para construir un nuevo hospital. Si bien la intención de apoyar o priorizar la salud también tenemos que considerar la realidad económica y financiera que ahora está el departamento viviendo”, indicó Guzmán.

En este sentido, el secretario argumentó que no entiende por qué en la anterior gestión  no se previó una partida presupuestaria para la construcción de un nuevo hospital que el pueblo necesita. “El gobernador ha pedido al presidente de la Asamblea que propongan un proyecto y financiamiento para la construcción de este nuevo hospital no es que se está negando sino que se está considerando la crisis financiera que vive el departamento”.

No obstante, Guzmán resaltó que no se descarta su construcción pero que los que propusieron la ley deberían haber previsto el presupuesto en su momento. “De todas maneras se están llevando adelante todas las refacciones que necesita el hospital, se va iniciar la infraestructura adicional en el mes de agosto y en octubre las patologías y el hospital del quemado. Creo que se está avanzando pese a la crisis económica que estamos viviendo”.

Para el presidente de la Asamblea Legislativa Departamental de Tarija el argumento de la Gobernación en relación a la construcción del nuevo hospital “es una aberración”.

“A mí me parece una de las aberraciones más grandes que puede manifestar la Gobernación del departamento de Tarija. Ese proyecto ya tiene una ley departamental y la ley se cumple, no se discute. Le pedimos al gobernador del departamento que inscriba los recursos para el estudio a diseño final de ese proyecto. Estamos pidiendo solamente los recursos para el estudio a diseño final pero lamentablemente la Gobernación está priorizando otras cosas como el estudio de un nuevo ingenio azucarero en Bermejo en vez de priorizar el tema salud”, espetó Guerrero.

Es por esto que el legislador departamental advirtió al Ejecutivo a priorizar las necesidades ya que es el Legislativo el que debe aprobar el Plan Operativo Anual de 2017. “Primero va la salud, después los proyectos de continuidad y después los proyectos de nueva creación”.

Plan Vida de la Agenda del Bienestar  

Dentro de la Agenda del Bienestar que lanzó el gobernador Adrián Oliva recientemente para el desarrollo del departamento durante los próximos años se encuentra el plan Vida que abarca todo lo concerniente a la salud. Sobre este plan, elPeriódico pregunto al secretario Edgar Guzmán para que explicara algunos detalles del mismo.

“Hasta el 2019 tenemos previsto ampliar la cobertura en las prestaciones de salud y fundamental dar calidad a las prestaciones de salud. Se está elaborando un plan de salud a partir del 2017 hasta el 2019. Entonces en eso se está contemplando el equipamiento, la infraestructura y la capacitación de la salud. La visión que el gobernador planteó en su agenda es el Plan Vida que va a priorizar el desarrollo humano”.

En cuanto a cómo se va a dar calidad en la salud del departamento, Guzmán indicó que están trabajando con algunas fundaciones como es el caso de Ojos del Mundo.  “Vamos a tratar de buscar financiamiento de qué tipo de instituciones que nos permitan acceder a la ayuda externa. Se tiene que coordinar con el Gobierno central y con el Gobierno municipal, con las universidades y las fundaciones que tienen carácter privado”. (eP)