Azolla, el oro verde

76

Azolla, también llamada musgo de las hadas, es un pequeño helecho acuático que ocurre de manera silvestre en los estanques y los atajados de Tarija. Esta planta puede fijar nitrógeno atmosférico por medio de una relación  simbiótica que mantiene con una cianobacteria (Anabaena azollae). Debido a esto, esta planta es muy importante porque hay muy pocos seres vivos capaces de llevar a cabo la fijación del nitrógeno.

Pero, ¿cuál es la importancia del nitrógeno en la naturaleza? El nitrógeno es el ingrediente base de los aminoácidos, que forman todas las proteínas.

La azolla, tradicionalmente explotada en Asia, es un alimento ideal para el ganado (peces, cerdos, gallinas, patos, conejos, vacas y gastrónomos), así como para los humanos.

En Tarija, un proyecto de alimentación de vacas en Coimata y de cerdos en Erquiz están dando buenos resultados.

El abono de azolla, que es muy fácil para producir y naturalmente rico en nitrógeno (2 veces más rico que la tierra vegetal*), mejora la estructura del suelo, sube la retención del agua, lo que no ocurre con los fertilizantes químicos.

La azolla puede ayudar en la lucha contra la erosión y en la depuración de aguas sucias o llenas de metales pesados.

Somos dos ingenieros agrónomos belgas y trabajamos como voluntarios para que la gente de Tarija pueda conocer esta increíble planta. Si quiere más información para producir o conocer azolla, nuestro numero es el 67633134 (Whatssap o sms).

*analysis de junio 2016, comparación de abono de azolla y de tierra vegetal de Churki y de algarobo (Tolomosa)