Noticias El Periódico Tarija

INFOBAE

(junio 20/2016) El viernes pasado, la ex vicepresidenta de Guatemala, Roxana Baldetti, se presentó a declarar a la Sala de Vistas de la Corte Suprema de Justicia, donde fue imputada como la supuesta cabecilla de una estructura que saqueó las arcas de un estado que ocupa el quinto lugar de desnutrición infantil a nivel mundial. A Baldetti se le acusa de lavado de dinero, cohecho activo y pasivo, asociación ilícita y enriquecimiento ilícito.

Un total de 53 personas han sido imputadas en el llamado «caso cooptación del estado», una lista en la cual figuran el ex presidente Otto Pérez Molina, varios integrantes de su gabinete, grandes empresarios, banqueros y financistas del Partido Patriota que llevó a Pérez Molina y a Baldetti al poder en 2011.

Fueron tantos los imputados que llegaron a la Sala de Vistas de la Corte Suprema de Justicia que el periodista Sebastián Escalón tuiteó en tono jocoso que el organismo judicial tendría que habilitar el estadio Mateo Flores para los juicios contra «políticos corruptos y sus financistas».

El «caso cooptación del estado» es parte de un complejo entramado de corrupción que comenzó a develarse el 16 de abril de 2015, cuando la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG), creada por Naciones Unidas en 2006 para desmantelar a los grupos de crimen organizado en el país y fortalecer las instancias del sector judicial, promovió el arresto de 21 funcionarios y ex funcionarios acusados de integrar una gigantesca red de defraudación aduanera conocida como «La Línea» que mermaba al fisco mediante el ajuste irregular de los aranceles de importación y la simulación de ingreso de mercancías. Los investigadores calculan que unos 1.500 contendores de mercancías ingresaron al país sin pagar impuestos y que «La Línea» defraudó en más de USD 3,7 millones al estado.

«La Línea», según la CICIG, era una estructura jerarquizada donde el nivel más bajo de la pirámide eran los tramitadores aduaneros y técnicos administrativos encargados de la inspección aleatoria de contenedores.