Crecida del Guadalquivir asustó pero no causó daños de consideración

REDACCIÓN CENTRAL/BOLINFO/TARIJA
(elPeriódico-Feb 28) Tras las lluvias suscitadas la madrugada, y parte de la mañana del pasado sábado, el río Guadalquivir llenó su cauce de “banda a banda”, es el segundo año consecutivo que el principal afluente de Tarija llega de esta manera. A comparación de la gestión pasada, en esta ocasión no se registraron daños materiales de consideración.
Según registros del Servicio Nacional de Meteorología e Hidrología (Senamhi), las precipitaciones fluviales más fuertes se registraron en las cabeceras del Río, lo que provocó la crecida de sus afluentes que desembocan al Guadalquivir.
El responsable de la Unidad de Riesgos del Gobierno Municipal de Tarija, Boris Fernández informó que las lluvias presentadas en la jurisdicción de la provincia Cercado no causaron mayores problemas, ni tampoco hubo llamados de emergencia por daños que pudo causar el río Guadalquivir en sus riveras.
“Las precipitaciones se produjeron a las cabeceras del río Guadalquivir, mismo que incrementó su caudal –expuso Fernández- Pero no hemos tenido reportes sobre daños causados en las riveras correspondientes”
A pesar que el cauce del Guadalquivir subió casi a altura del puente de Tomatitas, Fernández explicó que no se tuvieron reportes de daños, puesto que al evidenciar que se produjeron las lluvias se desplegó el personal correspondiente,  de esta manera puedan estar atentos y controlar cualquier tipo de daño que pueda ocasionar la llegada del Río, esto tomando en cuenta que se pusieron los defensivos correspondientes, para evitar problemas como en anteriores ocasiones.
Asimismo, Fernández manifestó que se estuvo trabajando de manera coordinada con el municipio de San Lorenzo, para el colocado de los defensivos a la altura de Tomatitas, con la finalidad de repeler la crecida del Río.
“No hemos tenido llamadas de otro tipo de emergencia, pero vamos a estar atentos a cualquier situación, porque seguramente las lluvias van a cambiar en el transcurso de la noche, pero esto va ser de una manera más calmada –agregó Fernández – Por las características de la temporada, a partir de esta fecha la intensidad de la lluvia disminuye”.
Con referencia a las emergencias presentadas en la ciudad, Fernandez dijo que no hubo grandes complicaciones como las primeras lluvias, solamente en el barrio los Olivos, donde la proporción de pendiente hizo que el agua ingrese a dirección del colegio, pero lo que se hizo, fue llevar maquinaria y elevar el nivel, para que el agua cambie su curso, evitando de esta manera problemas en el colegio de la zona. (eP)
EL APUNTE
Quebradas están bajo plan de emergencias
Sobre el mismo tema, el responsable de la Unidad de Riesgos del Gobierno Municipal de Tarija, Boris Fernández, explicó que con el plan de emergencia que se viene ejecutando para esta época de lluvias se pudo proteger varias zonas, asimismo, las quebradas ya no representan peligro alguno en el área urbana.
“En las quebradas también estuvimos monitoreando, por el momento no hemos tenido problemas –señaló Fernández- Todos los trabajos que se hizo desde el municipio, de cierta forma están conteniendo los causes de estos arroyos”. (eP)